Publicidad

¿Plan de ahorro o plan de pensiones?

Uno de los instrumentos financieros que la mayoría de los mayores de 35 años tiene, es un plan de pensiones. Muchas empresas, ofrecen a los empleados importantes ventajas en este tipo de productos, con aportaciones, beneficios fiscales, y algunas ventajas más, entre las que destacan los bajos intereses o los reducidos costes.

Pero es posible que nos hayamos preguntado alguna vez, sobre todo ahora que las rentabilidades están por los suelos, y los impuestos son altos, si compensa más un plan de ahorro o un plan de pensiones. Los planes de pensiones son en general el instrumento más utilizado de cara a la jubilación.

Para muchos es la forma más fácil de hacerlo, ya que este dinero no se podrá sacar hasta que llegue la jubilación, por lo que no debemos contar con el para otros fines. Además a la hora de sacarlo, debemos rendir cuentas a Hacienda, algo que a muchos no les hace mucha gracia, después de año trabajando para poder tener una jubilación digna.

jubilarse

Por este motivo los planes de ahorro son en general una opción algo mejor. Aparentemente, los planes de pensiones tienen ventajas fiscales «buenas», pero en realidad no lo son tanto. Es cierto que nos desgravamos en la declaración de la renta pero a largo plazo no compensa, ya que lo que pagamos al final puede llegar a ser mucho más de lo que nos ahorramos cada año en la deducción. 

Los planes de pensiones tienen, generalmente unas comisiones algo más elevadas, por mantenimiento, gestión, etc. En cambio, los planes de ahorro son mucho más flexibles en cuanto a este tipo de cosas. Además podrás recuperar el dinero siempre que quieras, aunque no es aconsejable, ya que el dinero es para la jubilación. Lo mejor destinar una cantidad mensual al plan de ahorro, sin poder acceder al dinero es la mejor solución. 

Este año 2015, hay nuevos cambios en cuestiones de fiscalidad, como la recuperación de aportaciones, etc. Aún así lo que realmente importa son las condiciones a largo plazo, y la tributación final. Ahora, en los primeros meses del año, es tiempo de nuevas ofertas y de captación de nuevos clientes para planes de pensiones, pero no es oro todo lo que reluce. 

Los planes de pensiones, aportan a los bancos mayores beneficios que los que aporta cualquier cuenta de ahorro, por ello la oferta de este tipo de productos es mucho mayor. Aún así, es posible que a determinadas personas, ya sea por lo que ofrece su empresa o por otros motivos, le sea más satisfactorio y beneficioso adherirse a un plan de pensiones.

Además, con la contratación por ejemplo, de un plan de pensiones, es posible beneficiarse en otros instrumentos financieros, por ejemplo en la reducción de intereses en la hipoteca. Los bancos suelen beneficiar al cliente con la contratación de nuevos productos. Algo a tener también muy en cuenta.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *